< Atrás

Integración con el sistema Loxone para una ventilación automática en función de la calidad del aire

November 2021

De forma generalizada se entiende que los edificios inteligentes pueden monitorizar y controlar la temperatura del espacio de forma automática. Pero, ¿qué pasa con la calidad del aire? ¿Podemos controlarla también? El aire que respiramos es vital para nuestra salud, y también para nuestro bienestar y productividad.

En un post anterior hablamos de la ventilación controlada bajo demanda (DCV): una tecnología que, de forma automática, garantiza una adecuada renovación del aire interior en todo momento, permitiendo importantes ahorros de energía y costes.

Esto se logra gracias a la incorporación de dispositivos con una serie de sensores que miden la calidad del aire interior y permiten que los sistemas de ventilación regulen su caudal en función de las necesidades reales.

Estos dispositivos de medición desempeñan un papel clave en la optimización de los sistemas de HVAC, ya que su integración les aporta los datos que necesitan para ser verdaderamente inteligentes, satisfacer la demanda y detectar los requerimientos de mantenimiento, mediante la modulación de temperaturas, caudales, capacidad, etc.

Nuestros dispositivos MICA miden de manera continua los principales parámetros que condicionan la calidad del aire en interiores, aportando una referencia objetiva de las necesidades de renovación del aire del espacio, de manera que los sistemas de ventilación puedan actuar en consecuencia.

Cuentan con una gran capacidad de adaptación ante diferentes sistemas para asegurar no solo una ventilación eficiente y eficaz, sino garantizándonos también altos niveles de salubridad y confort de forma automática. Disponen de opciones flexibles de alimentación (AC / DC 12-24V), conectividad (Modbus RTU/TCP) e instalación (atornillado a pared o acoplado a cajas eléctricas). Además, su diseño modular permite un mantenimiento y calibración rápidos y convenientes.

integración loxone ventilación automática calidad aire

Colaboración con Loxone

Loxone, empresa especializada en la automatización de edificios, cuenta con un sistema de control que permite realizar la ventilación automática en viviendas y establecimientos, de forma que los usuarios siempre mantengan la renovación de aire necesaria para unas condiciones ambientales favorables.

MICA es totalmente compatible y puede integrarse fácilmente, vía Modbus, al Miniserver Loxone para garantizar la máxima calidad de aire en los interiores. Gracias a ello el sistema podrá medir el nivel de distintos contaminantes del ambiente y hacer que el edificio actúe en consecuencia: el Miniserver será capaz de enviar los datos recogidos por MICA a los sistemas de ventilación de los espacios interiores, para ponerlos en funcionamiento en el modo necesario para optimizar su rendimiento de forma eficaz y eficiente.

Con el dispositivo MICA, además de controlar los niveles de CO2, humedad y temperatura, se pueden monitorizar distintos contaminantes del ambiente: formaldehído, compuestos orgánicos volátiles COVs de diferente grado de toxicidad y partículas en suspensión -PM1.0/PM2,5/PM10-, que son los vehículos en los que viajan los virus. En función del nivel de estos contaminantes, el Miniserver de Loxone podrá actuar de forma automática, ya sea activando el nivel necesario de ventilación, o simplemente notificando a las personas usuarias para que se abran ventanas o se realicen las acciones oportunas.

De esta manera la integración de MICA permite optimizar el sistema de ventilación, a la par que fomentar un ambiente interior saludable en todo momento.

La monitorización de la calidad del aire interior puede tener una amplia variedad de aplicaciones en los sistemas de automatización de edificios. Contáctanos para obtener más información.

Compártelo en

Linkedin Twitter Facebook
Linkedin
Twitter
Facebook

Copyright © 2022 inBiot. Todos los derechos reservados